Energía limpia con hidrógeno

Se considera que el hidrógeno es una forma prometedora de proporcionar energía para la calefacción en los hogares, pero también en la industria y el transporte. Como elemento químico más común, el hidrógeno podría producirse localmente en todas partes y, por lo tanto, reducir considerablemente el consumo de fuentes de energía convencionales como el petróleo, el gas natural y el carbón. SANHA ofrece un sistema de tuberías adecuado para el transporte en los edificios.

-Alternativa respetuosa con el clima

En su forma pura, el hidrógeno es un gas invisible, inodoro, no tóxico y más ligero que el aire. Pero primero hay que extraer el gas, porque el hidrógeno no se encuentra en esta forma en la naturaleza. El reformado de vapor como subproducto en la industria química o la electrólisis, por ejemplo, puede ser utilizado para este propósito. En este proceso, la electricidad pasa a través del agua, haciendo que el hidrógeno (H) y el oxígeno (O2) se separen y se liberen como gases. El hidrógeno puede entonces utilizarse en las pilas de combustible para proporcionar electricidad y calor. Alternativamente, la electricidad en forma química puede almacenarse más tiempo y mejor en el hidrógeno de lo que es posible actualmente en las baterías.

La ventaja es obvia: mientras que la generación, el transporte y la combustión de las fuentes de energía convencionales producen altas emisiones de CO2 que perjudican el clima, la "quema" de hidrógeno - es decir, su uso en una pila de combustible, por ejemplo - sólo produce agua y una cantidad muy pequeña de óxido de nitrógeno. El hidrógeno es particularmente inocuo para el clima como portador de energía si en su producción se utiliza electricidad procedente de fuentes de energía renovables como el sol o la energía hidroeléctrica.

 

Sistemas de tuberías certificadas para el hidrógeno

SANHA fue el primer fabricante de sistemas de tuberías en tener varias series para el transporte de hidrógeno en edificios probados y certificados. Por ejemplo, el instituto de certificación holandés Kiwa ha llevado a cabo pruebas para determinar si nuestro sistema de prensado de gas SANHA-Press fabricado en cobre es resistente al hidrógeno. Todas las pruebas dieron resultados positivos. Mientras tanto, tales pruebas también se están llevando a cabo o planeando en el Reino Unido y otros lugares.

 

El certificado de hidrógeno puede ser descargado aquí.